Follow

lunes, 16 de mayo de 2016

Tinta Libre: El cuestionable don de la inocencia

Hoy en mi sección tinta libre rescato una breve sinopsis que surgió en mi cabeza dos años atrás, eran tiempos de claroscuros, y dudas. Por eso este relato está plagado de ironía, crítica satírica y reflexión global.

Espero que sepáis apreciarlo.

El Cuestionable don de la inocencia 

Corrían tiempos difíciles. En las capitales europeas se escuchaban con asombrosa frecuencia las sirenas de alarma. Demasiada...considerando que se trataba del primer mundo, gentes civilizadas...por dios...Una anciana con un caniche de estética kitsch, trataba de correr- al menos lo intentaba- hacia el refugio antiaéreo más cercano. Los chiquillos, con esa inocencia tan suya; arrancaban al sprint simulando dispararse, entorpeciendo el camino de la mujer, hasta hacerla besar el suelo. Los jóvenes fácilmente alcanzaban la protección del hormigón armado con la presteza debida. Sin embargo, ella fallecía inevitablemente a causa de un proyectil alemán. Mientras esto sucedía, ante la indiferencia del resto, los niños discutían emocionados sobre su futuro en el ejército una vez la trampilla del refugio se cerraba.



Por suerte, la guerra acabó. Los aliados recuperaron las tierras tomadas por el ejército nazi. En medio de la desorganización política y demográfica, un pequeño espacio situado entre Polonia y Austria no fue reclamado por ninguna de las naciones europeas. De este modo nació Freeland, la tierra de nadie. 
Los habitantes de esta zona entre valles se encontraban confusos ante la bizarra situación. Durante años nada había funcionado con normalidad, y tras el conflicto armado eran libres para enfrentarse a sus miedos y esperanzas.

¿Qué sucede cuando durante décadas evitas la educación competitiva y capitalista?...Sus nobles gentes encontraron una respuesta sencilla- al menos desde su punto de vista. La inocencia les condujo a emplear el más común de los sentidos, valga la redundancia "el sentido común". La organización se basó en la lógica, cada cual desempeñó sus habilidades en beneficio común. Decidieron situar al sabio anciano como cabeza política, y un sistema asambleario para la toma de decisiones.


Durante décadas todos los males que las sociedades de todas épocas y lugares habían acusado, permanecieron ausentes en freeland. Las nuevas generaciones percibian a sus vecinos como hermanos, la competitividad desapareció en favor del bien común. La crítica constructiva, el debate y la dialéctica funcionaban como canal de desarrollo.

Se asemejaba a un anuncio de agua mineral...todo era paz, "los pájaros acudían a los ventanucos de las casas mientras las familias elaboraban sabrosas tartas de frutos silvestres". Las heridas del alma se curaban con el arte. Grandes pintores, escritores, y músicos surgieron de la abandonada región europea.


Cierto es que no gozaban de todos los bienes materiales habidos y por haber. Pero siendo justos, quien los necesita...La ilusión, la pasión...en síntesis...la felicidad; es lo único que realmente necesitaban y verdaderamente lograron. Un alma vacía no se llena con cosas. Solo encuentra el cenit en los momentos, las sensaciones y los sentimientos. La coraza superficial que frecuentemente protege el suave interior, se vio derruida ante el apabullante microcosmos creado en la célebre tierra de nadie.


...

Sin embargo...todo lo bueno se acaba. Una tormentosa mañana de Septiembre, los principales diarios europeos acabaron por percatarse de la existencia de la tierra desconocida. Los titulares fueron escalofriantes "Dictadura militar en el centro de Europa", "Los comunistas crean su comuna en parcela Europea". 


La Otan movilizó sus tropas esa misma tarde. Naciones unidas se pronunció ante los "graves delitos contra los derechos humanos cometidos en Freeland". De hecho, no pudo acusar formalmente de genocidio al "satánico" anciano que "dirigía con puño de hierro" el país, por falta de pruebas materiales al respecto.



Así terminó este éxtasis onírico...la pequeña parcela centroeuropea fue anexionada a Austria. Y los antaño felices pobladores de la misma, jamás quisieron comentar nada sobre aquellos 30 años. Caminaron con la cabeza gacha durante el resto de su existencia creyendo haber hecho un gran mal a la humanidad. Nunca hablaron a sus nietos sobre lo sucedido. Fue producto del cuestionable don de la inocencia.

martes, 10 de mayo de 2016

Tres esquinas tiene un triángulo

Durante la mañana del jueves, los alumnos de segundo curso de los grados de comunicación en la Universidad Europea del Atlántico, tuvimos la oportunidad de acudir a la rueda de prensa que llevó a cabo Miguel Ángel Revilla en la sede del gobierno de Cantabria, a propósito del YuzzDay 2016 que tuvo lugar este viernes en Santander.
Ante la mirada de los ilusionados estudiantes, el campechano político cántabro se deshizo en halagos hacia el evento YuzzDay, que reunirá a más de 750 jóvenes emprendedores. Hasta ese momento la intervención había sido perfecta para el presidente regional y los sonrientes miembros de su gabinete de comunicación.


Sin embargo, y de manera totalmente inesperada para el jovencísimo alumnado; los periodistas dejaron a un lado la autopropaganda que Revilla y los que le rodeaban trataban de colocar en portada. De repente, una tempestad en forma de preguntas polémicas acabaron con la paz y positividad reinantes. La cara de Revilla y su gabinete de comunicación cambio instantáneamente ante las cuestiones entorno al tratamiento de las basuras Guipuzcoanas y el convenio con el Racing de Santander.

Los bolígrafos de los reporteros parecían apuñalar el papel en el que escribían. Habían olido la sangre. Revilla se defendió como gato panzarriba. Un tira y afloja que como estudiantes nunca habíamos presenciado, pero sin duda alguna llegó a emocionarnos. Por un momento a todos se nos respigo la piel, un escalofrío de pasión por lo que será nuestra futura profesión nos recorrió el cuerpo.
Una vez terminada la ronda de preguntas, el bueno de Miguel Ángel nos atendió amablemente. Al fin y al cabo, es político. Posteriormente retornamos a la sala de prensa ya vacía de periodistas. Tan solo permanecía sola frente a su portátil la representante de la agencia EFE. Otro punto de vista del periodismo, el de las agencias de información. Su función es la de producir teletipos, totalmente limpios de notas de color, para vender a los medios de comunicación.
Por último, los grandes profesionales que trabajan en el gabinete de comunicación del gobierno de Cantabria, pusieron la última pieza del puzzle periodístico. Si los periódicos tenían su interpretación particular en función de la línea editorial que los rige; y las agencias deben buscar la neutralidad, el gabinete de comunicación trata el periodismo a nivel de propaganda, tratando de vender el producto político que los dirige.

Las informaciones previas y posteriores al evento “YuzzDay” 2016, van en la misma línea. Se distingue la vertiente “Revillista”, lo que su gabinete de comunicación considera un triunfo personal de su gestión. Los teletipos de agencia, centrados en datos y realidades entorno al encuentro de emprendedores. Para finalizar, tendríamos las informaciones aparecidas en la prensa, que tratándose de un evento con unas cifras y objetivos claros, se asemejan a los propios contenidos de agencia.


Estos tres puntos de vista, tres opciones muy apetecibles y respetables de futuro, se presentaron de forma inesperada, y maravillosa ante nuestros ojos durante la mañana de este jueves soleado; por ello redacto con mi prosa esta crónica de una lección periodística.

domingo, 8 de mayo de 2016

Tinta Libre: La Leyenda del Imbatido

Las chicharras cantaban embravecidas mientras el dios sol castigaba con crueldad la arena de West Rewton. Clint Hudfield se arrastraba moribundo por el suelo, y en ese momento los abundantes buscavidas que habitaban el caluroso pueblo del oeste se abalanzaban sobre el cuerpo del herido para hacerse con sus posesiones hasta dejarlo agonizando en paños menores.


A la par, el incisivo sonido del cristal grueso de vaso de chupito golpeando la barra de cedro macizo que presidía el Saloon de West Rewton, penetraba en los oídos de los presentes. Esta sangrienta historia del oeste comenzó de manera desgraciada pero inmensamente humana, gracias a Gordon, el mesonero del pueblo.

Este infame, obeso, y hambriento...pero visionario personaje, tomó la firme determinación de nadar en billetes. La imposibilidad de satisfacer sus apetitos con los maravillosos manjares ofrecidos en el cabaret local, pusieron su perverso cerebro a trabajar. Así surgió el gran reto, que cambiaría para siempre la vida de esta amable aldea.

El bueno de Tom Khuster apenas demoró un instante en acudir a la llamada. Gordon ofreció un chupito de whiskey a cada individuo que resultara vencedor en duelo a revolver. Tom como beodo oficial del pueblo, se lo tomó muy en serio.

Las apuestas 15 a 1 parecían presagiar un negocio dificultoso para el mesonero encargado de las apuestas locales en el Saloon. Sin embargo, ante la incredulidad de la camaradería local, en apenas treinta segundos tras la cuenta inversa de pasos; Tom soplaba su oxidado revolver, mientras el foráneo Hudfield se desangraba malherido.




Si había tardado poco en deshacerse de su cita con la muerte, aún menos retrasó su encuentro con el dulce licor amarronado. Día tras día, Khuster dotó de labor al enterrador. Mientras tanto, Gordon contaba los billetes de apostantes deseosos de un triunfo a costa del tembloroso pulso de Tom.

Durante años la situación perduró, creando una simbiosis entre los dos personajes. Ambos se consumían en sus debilidades. Gordon renunció a la moralidad por el color verde de los billetes, y Khuster acortaba su existencia gracias al licor por el que se jugaba la vida- pura contradicción, como el ser humano en sí mismo. De estos desgraciados sucesos surgió la gran historia del borracho, Tom khuster "pulso tembloroso" forjando "La leyenda del imbatido".

Os animo a ver el video de la auténtica leyenda del imbatido.

martes, 3 de mayo de 2016

TINTA LIBRE: El caos personal



Siempre fue cambiante, contradicción en sí mismo. Quiso ocupar un lugar en la constelación, y apuntaba a ello. Subió como la espuma, supo creer y crecer. Un aura le rodeaba, y de forma inevitable contagiaba a los que tenía a su alrededor.
Tesla...genio y desastre


Sin embargo, tras las metas, y el talento, reinaba el caos. Los crepúsculos se llenaban de desinhibición, Simplificar y conformarse no era su elección, siempre sería libre; olvidaría las convicciones en pos de una vida plena.

No era fácil de comprender, dia tras dia se enfrentaba a los prejuicios, al peso de la imagen. Apenas le importaba, seguía su camino sin agenda, solo tomaba en cuenta su objetivo como punto de orientación. Las teorías sobre como debe vivirse, o alcanzar el éxito no formaban parte de su metodología.
Dylan preocupado por Edie Sedgwick

A veces resulta complicado determinar si su vida personal ayudaba en la búsqueda de la gloria profesional; probablemente encontraba en ese caos su inspiración. Tampoco se lo pusieron fácil, entre conflictos y dificultades se curtió, siempre con una sonrisa; saliendo cuando el sol se ponía, escribiendo cuando el sol tornaba a iluminar.

Una historia de juventud, de cosas claras y dudas superlativas. Idas y venidas, musas transitorias, quiza algun dia cambiaría...pero yo no lo creo.

"Así seguimos adelante, botes contra la corriente, obligados una y otra vez a poner rumbo al pasado"








domingo, 24 de abril de 2016

Tinta Libre: De la oscuridad del triunfo y la ética de la insignificancia

Retomamos la sección Tinta Libre, con otro micro-ensayo entorno a temas que rondan la cabeza del profesional en plena época de desarrollo y búsqueda de la identidad.

Espero que disfruteis la temática...aquí no hay imposiciones...esto es TINTA LIBRE.

De la oscuridad del triunfo y la ética de la insignificancia

Decía Montesquieu que normalmente aquellos poseedores de un gran talento suelen ser ingenuos. Esta afirmación es sorprendentemente representativa del mundo en el que vivimos. En primer lugar, porque se basa en etiquetar. El talentoso y el ingenuo. El malogrado, el trabajador, el perezoso...
Habitualmente catalogamos al que logra sus metas como "El triunfador". Vemos su parte positiva, y no valoramos sus antecedentes y consecuencias.
Mi trabajo me ha costado
Los éxitos son solo una pequeña porción en la vida del profesional. Sea en la labor que sea. En el caso de un periodista o escritor- ya que es nuestra tesitura- las victorias son fruto de un concienzudo trabajo, horas y horas de perfeccionamiento, investigación, y búsqueda de la inspiración. Momentos oscuros en los que por mucha pasión que te atrape, las ganas de tirar la toalla no escasean. Sensación de agobio, y retomando a Montesquieu de ingenuidad. Solemos creer que el talento por sí mismo vale oro. Y aunque se trata de un factor fundamental, hay otros muchos elementos decisivos para satisfacer las ambiciones profesionales y personales.

En ocasiones surge un abrumador sentimiento de insignificancia. Esa es la sensación más frustrante y horrible que se puede experimentar. Cuando descubres que García Márquez escribió "La tercera resignación" a los 20 años de edad, o Xavier Dolan dirigió su primera película a los 19 años, por la cual obtuvo tres premios en el festival de Cannes...No puedes evitar la amargura de sentirte corriente. Desprovisto de capacidad. Aun así consigues levantar la cabeza, reafirmarte en tus convicciones y continuar, luchar, pelear...esforzarte más que nunca por sobresalir entre gigantes mientras te sientes hormiga presa de un destino incierto.
Dolan...Mucho talento...mucho trabajo.


Y entonces, "al cuarto día mira al alba", la luz blanca-dorada te ilumina, tus esfuerzos reciben recompensa. Todos te aclaman, pero tus ambiciones son tan desmesuradas que la oscuridad inmediatamente te envuelve de nuevo. Por suerte, ya estás familiarizado con ella. No te pilla de sorpresa, y la acoges como compañera de camino. La cara B de los triunfos es que el mundo no se para con ellos, a la mañana siguiente deberás seguir tu camino. En la penumbra, donde nadie lo verá. Solo se apreciarán esos fogonazos de luz celestial que de forma ocasional te sacan de los tiras y aflojas con las musas. Un largo túnel iluminado por faroles estratégicamente colocados, que con un poco de fortuna y mucho trabajo, te acabará conduciendo a la claridad absoluta; el altar de la eternidad.






SI
Puedes soñar sin que los sueños, imperiosamente te dominen;
Si puedes pensar, sin que los pensamientos sean tu objeto único;
Si puedes encararte con el triunfo y el desastre, y tratar
de la misma manera a esos dos impostores;
Si puedes aguantar que a la verdad por ti expuesta
la veas retorcida por los pícaros,
para convertirla en lazo de los tontos,
O contemplar que las cosas a que diste tu vida se han deshecho,
y agacharte y construirlas de nuevo,
aunque sea con gastados instrumentos!

SI
Eres capaz de juntar, en un solo haz, todos tus triunfos
y arriesgarlos, a cara o cruz, en una sola vuelta
Y si perdieras, empezar otra vez como cuando empezaste
Y nunca mas exhalar una palabra sobre la perdida sufrida!
Si puedes obligar a tu corazón, a tus fibras y a tus nervios,
a que te obedezcan aun después de haber desfallecido
Y que así se mantengan, hasta que en ti no haya otra cosa
que la voluntad gritando: ?persistid, es la orden!!?






Rudyard Kipling



lunes, 11 de abril de 2016

Tinta Libre: Tirantes, máquina de escribir y whiskey como forma de vida

Después de apurar el líquido añejo que flota en el vaso , me armo de valor y tomo la máquina de escribir. Una musa acababa de susurrarme al oído "Escribe un tweet para tus followers", y así de la nada surgió en mi mente una idea; ya saben, divina y perfecta. Quien nos ha arrebatado el romanticismo de esta historia de pasión, quién ha matado al periodismo clásico. Quizás el mismo que engaño a Roger Rabbit...no lo se.

Me pongo en la piel de aquellos gigantes de las letras en papel de periódico, los que vivieron los 60, los 70...hasta hoy. Sus sueños estaban copados por salidas nocturnas decoradas con mujeres de mala fama, el humo de los cigarrillos...noticias de sucesos narradas a través de un teléfono fijo "Rápido, póngame con un mecanógrafo".
¿Qué porque no tengo Twitter?
Como podrán deducir no comparto la opiniones de aquellos representantes del periodismo del siglo XXI, que promulgan "el periodismo es contar historias, da igual el formato". No somos charlatanes de feria, somos profesionales, dedicamos nuestras vidas por completo a un oficio centenario, que hace brillar nuestros ojos de solo mencionarse. 

Aún hoy, con todos los inconvenientes propios de este siglo; me emociono al entrar en la redacción de un periódico, siento los latidos dispararse, toco con los dedos un sueño que vale por toda la vida. Sin embargo, es inevitable ver en las caras de los profesionales la incertidumbre, las dudas...La publicidad no genera ingresos, los sistemas de pago que se tratan de aplicar extreman aún más esa sensación de impotencia...¿y si no funciona? Para muchos su sueño podría llegar al fin.
Lágrimas de nostalgia
Es obvio que debemos convivir con las nuevas tecnologías, buscar sus puntos fuertes y aprovecharlos. En algunos aspectos pueden suponer una ventaja. Pero en gran medida son culpables de la crisis de este oficio. 
Con una competencia enorme, apenas es posible destacar. Aun ofreciendo contenidos de autor, tales como opinión, crítica, reportajes...La noticia, elemento básico que ha nutrido al periodismo desde la cuna, ha perdido su peso espècifico. La instantaneidad de la red, y las facilidades que ofrece han generado una constante manipulación de los contenidos, desinformación...etc.Un periódico sin ingresos es potencialmente manipulable.

Seremos dignos herederos de vuestro espíritu
La nueva generación de periodistas afronta un reto enorme. De nuestra pasión, entrega e ingenio depende sacar al periodismo del negro pozo en el que se encuentra. Tengan por seguro que lo conseguiremos. Nuestros codos incendiarán la madera de la mesa del despacho, dia tras dia, noche tras noche. Las arcas de los periódicos volverán a llenarse, la investigación en prensa retornara, habrá mas Woodward y Bernstein, mas Tom Wolf y Dos Passos; resucitarán las resacas entre noticia y noticia. Haremos rentable nuestra pasión, llevando por bandera "tirantes, whiskey y maquina de escribir como forma de vida"